Caro muestra su preocupación «por las posibles consecuencias económicas» del fuego de San Pedro del Arroyo

El Secretario General del PSOE de Ávila ha visitado esta mañana la zona afectada por las llamas acompañado por diputados socialistas.

El Secretario General y Senador del PSOE de Ávila, Jesús Caro, ha expresado su apoyo y solidaridad a los vecinos de San Pedro del Arroyo tras el grave incendio acontecido el sábado en un almacén de residuos, que obligó primero al confinamiento y después a la evacuación de la población, ante el riesgo para su salud que suponía la columna de humo y la emisión de gases tóxicos.

El dirigente socialista, acompañado del diputado provincial Raúl Blanco y del concejal de la localidad José Manuel Arenas, ha visitado esta mañana la zona siniestrada para conocer en persona lo ocurrido y, a través del grupo municipal del PSOE en esta localidad, interesarse por la situación de los vecinos, celebrando en este sentido que desde primera hora de la mañana hayan podido regresar a sus domicilios.

Jesús Caro ha significado también su agradecimiento a las instituciones y a los integrantes de los dispositivos que han trabajado en la extinción de las llamas, puesto que «gracias a su dedicación, esfuerzo y profesionalidad ha sido posible sofocar el fuego, en el que, a pesar de lo complicada de la situación, afortunadamente no se han producido daños personales».

Según el parlamentario abulense, «si los vecinos de San Pedro del Arroyo han demostrado un comportamiento modélico, no menos ejemplar ha sido la actitud hospitalaria de los habitantes de los municipios cercanos, especialmente Papatrigo, que se volcaron en los momentos más difíciles del incendio, para acoger a los afectados y que éstos pudieran pasar la noche fuera de sus casas«.

Jesús Caro ha insistido en lamentar lo ocurrido y ha transmitido también su apoyo a la plantilla de trabajadores de la nave de almacenaje, al tiempo que ha manifestado su preocupación por las consecuencias que el suceso pueda tener en la economía del municipio.

FUENTE: Tribuna de Ávila

Por favor, síguenos: